Lala y Mondelez responden a la prohibición del gobierno para vender sus quesos

Entre los incumplimientos señalados por Profeco está el adicionar grasa vegetal para sustituir la leche que deberían contener en su elaboración y, aun así, utilizar la leyenda “100% leche”.

El gobierno federal ha puesto la lupa a los alimentos procesados. Tras endurecer la norma de etiquetado frontal, ahora, la Secretaría de Economía, con el apoyo de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), ha prohibido la venta de algunos productos lácteos de las marcas Danone, Fud, Nochebuena, Zwan, Lala y Philadelphia por incluir leyendas “engañosas” o “información imprecisa” sobre su elaboración.

Entre los incumplimientos señalados por las autoridades mexicanas está el adicionar grasa vegetal para sustituir la leche que deberían contener en su elaboración y, aun así, utilizar la leyenda “100% leche”; proporcionar un menor gramaje que el declarado en la etiqueta como “Contenido Neto” y no informar en la superficie principal de exhibición el porcentaje de uso de caseinatos para la elaboración de queso.

Algunas empresas, como Lala y Mondelez -fabricante del queso Philadelphia- expresaron su descontento sobre la prohibición de vender sus productos por incumplir las Normas Oficiales Mexicanas.

Por su parte, Mondelēz México, fabricante del queso Philadelphia, en un comunicado aseguró que esta prohibición está “totalmente infundada” además de ser un duro golpe que “daña la reputación de nuestra marca”.

“Cabe aclarar que la orden de la autoridad se refiere al queso fundido tipo americano en sus dos presentaciones: ‘Reducido en grasa’ y ‘Normal’ por lo que NO involucra ninguna de las presentaciones de Queso Crema Philadelphia, comercializado en nuestro país”,

dijo la empresa, mediante un comunicado al tiempo que aseguró que

“la autoridad en cuestión no notificó oportunamente a la empresa el inicio del procedimiento administrativo que refiere en dicha orden, y lo más relevante es que contamos con evidencia mediante la cual el Laboratorio Nacional de Protección al Consumidor de la PROFECO, el pasado 25 de septiembre, emitió los resultados favorables en cuanto al estudio de calidad que realizó a nuestro producto, validando con ello su cumplimiento normativo”

Lala, por su parte, aseguró que

“el queso manchego deslactosado rebanado de 400 gramos es 100% de leche y cumple con las especificaciones establecidas en la NOM-223-SCFI/SAGARPA-2018 de queso”.

Ninguna de las dos empresas desmintió la incorporación de grasa vegetal u otros ingredientes para sustituir la leche.