Equipo OMS en Wuhan visita hospital que trató primeros casos de COVID-19

Un equipo de expertos liderado por la Organización Mundial de la Salud que investiga los orígenes del COVID-19 visitó el viernes un hospital en la ciudad china de Wuhan, recinto que fue uno de los primeros en tratar a pacientes en los primeros días del brote.

Después de reunirse con científicos chinos más temprano en el día, el equipo fue al Hospital Provincial de Medicina China y Occidental Integrada de Hubei.

Zhang Jixian, directora del departamento de cuidados intensivos y respiratorios del hospital, fue la primera en informar sobre el nuevo coronavirus, según medios estatales, luego de tratar a fines de 2019 a una pareja de ancianos, cuyas tomografías computarizadas mostraron diferencias con la neumonía típica.

“Primera visita al sitio extremadamente importante. Estamos en el hospital que trató algunos de los primeros casos conocidos de COVID-19, reuniéndonos con los médicos y el personal que hicieron este trabajo, teniendo una discusión abierta sobre los detalles de su trabajo”,

escribió en Twitter Peter Daszak, un miembro del equipo dirigido por la OMS.

El equipo fue liberado de dos semanas de cuarentena el jueves. Planea visitar laboratorios, mercados y hospitales durante las dos semanas restantes en Wuhan, donde se identificó por primera vez el coronavirus a fines de 2019.

Si bien no se ha anunciado un itinerario exacto, la OMS ha dicho que el equipo planea visitar el mercado de mariscos en el centro del brote temprano, así como el Instituto de Virología de Wuhan. Una hipótesis, rechazada por China, es que el brote fue causado por una filtración en el laboratorio del gobierno.

La investigación liderada por la OMS en Wuhan ha estado plagada de retrasos, preocupación por el acceso y disputas entre China y Estados Unidos, que acusó a Pekín de ocultar el alcance del brote inicial y criticó los términos de la visita, bajo la cual expertos chinos llevaron a cabo el primera fase de investigación.

La OMS ha buscado gestionar las expectativas. “No hay garantías de respuestas”, dijo este mes su jefe de emergencias, Mike Ryan.

El equipo de investigación tenía previsto llegar a Wuhan a principios de enero, y el retraso de la visita de China provocó críticas públicas del jefe de la OMS, a quien el expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, acusó de ser “Chino-céntrico”.

Un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Zhao Lijian, indicó el viernes que la OMS y los expertos chinos estaban trabajando juntos para rastrear el origen del virus, pero enfatizó que la misión no era una pesquisa.

Publicidad
Copy link
Powered by Social Snap